David Martín asciende al profesionalismo de la mano del EOLO-KOMETA Cycling Team

David Martín EOLO Kometa

El ciclista sevillano David Martín Romero es la segunda incorporación del EOLO-KOMETA Cycling Team de cara a las dos próximas temporadas. El corredor de Mairena de Aljarafe, con un perfil velocista, procede de la estructura sub-23 de la Fundación Contador, en la que ha competido en las dos últimas temporadas a las órdenes de Rafa Díaz Justo. Martín (1999) da el salto después de haber sido uno de los corredores más destacados de la categoría en el panorama español, avalado por cuatro victorias y por varios puestos muy notables más.

“A día de hoy todavía no me lo termino de creer, lo pienso y se me sigue poniendo la piel de gallina. Es una sensación única, mágica. Es algo que llevo esperando desde pequeñito. Un sueño que tenía desde que comencé a montar en bici de montaña”, describe un feliz Martín. “El camino hasta llegar aquí es muy duro. Tanto para mí como para mi familia alcanzar el profesionalismo es un logro muy importante. Sin ellos no hubiera sido posible. Por supuesto también sin todos los compañeros que me han apoyado en estos años; y especialmente los compañeros de esta temporada. La de este 2021 acaso haya sido la más bonita que he vivido en la categoría sub-23. Lo ha sido porque hemos hecho cosas muy bonitas, pero sobre todo porque hemos hecho muchas migas entre los compañeros. Muchos de ellos son como de mi familia. Esta oportunidad no hubiera sido posible sin la ayuda de la familia y de los amigos, ellos también son parte de este sueño que se cumple y por eso quiero hacerles partícipes aprovechando esta oportunidad no ya al 100%, al 110%”.

En 2021, cuatro triunfos. Dos de ellos, Valladolid y Ontur, en la Copa de España de Ciclismo. Y multitud de muy buenos opuestos durante toda la campaña. “David es un corredor muy interesante”, señala el director del equipo sub-23 Rafa Díaz Justo. “Es un ciclista muy rápido, pero sobre todo lo que pensamos tanto el preparados Carlos Barredo como yo es que tiene mucho recorrido aún. Es un sprinter puro capaz de pasar ciertas montañas con relativa facilidad.  ¿Qué montañas? Eso tiene pulirse en profesionales, que es un universo totalmente distinto a esos niveles. Pero no tenemos que confundirnos con él, no es un ciclista con un perfil escalador. A David, antes de que llegara a la Fundación, le estuvimos observando durante bastante tiempo. Ya había hecho algunos puestos en carreras importantes, pero lo que sobre todo me impresionó fue su capacidad para recuperar terreno en un momento de abanicos en una zona de repechos que vivimos en una etapa de una Vuelta a Palencia. Fue un espectáculo verlo rodar entre grupos, con qué gas. Ese mismo día llamé a Barredo para decirle que había un ciclista, David, que me había dejado sin palabras”.

El andaluz comenzó su andadura en el ciclismo de la mano de la bicicleta de montaña, una modalidad en la que logró la general final del Open de España en la categoría cadete, así como el subcampeonato nacional. A partir de 2019 se centró en la carretera de la mano del Team Extremadura. Dos temporadas después, recaló en el equipo sub-23 de la Fundación Contador. “No podré olvidar jamás el momento en el que comunicaron que me querían para el EOLO-KOMETA Cycling Team. Recuerdo cada instante, todos los detalles: estaba dando un paseo con mi novia por la calle cuando me llamó Ivan Basso para comentarme que querían contar conmigo. Comencé a temblar e incluso alguna lágrima se me escapó. No me lo podía creer. Después me llamó Fran Contador para comentarme que contaban conmigo, que no era ninguna broma y ahí ya sí que me lo creí”. Martín había sido uno de los tres corredores elegidos para formar como stagiaires durante la segunda parte de la temporada, pero desafortunadamente su debut no pudo llegar a concretarse ni en el Circuito de Gexto, donde estaba prevista su presencia, ni tampoco en la Gran Piemonte. “Quizá haya sido lo peor de esta temporada, el único pero que le puedo poner al año. Me hubiera gustado poder estrenarme, pero primero por culpa del COVID-19 y después por una caída en Ronde de l’Isard que me provocó una fisura en el radio del brazo izquierdo no pudo ser. Así es este deporte. Cuando pasan estos inconvenientes solo queda afrontarlos y seguir hacia delante; no hay más”.

Martín Romero ha sido con atención las evoluciones deportivas de la EOLO-KOMETA Cycling Team y ha disfrutado mucho con el desarrollo de su temporada. “Visto desde la distancia, la temporada del ProTeam ha sido para enmarcar. La primera temporada en la categoría y han llegado triunfos importantes. Solo con destacar la victoria de Lorenzo Fortunato en el Giro d’Italia ya sería suficiente. Pero ahí está también la gran temporada de Vincenzo Albanese, por ejemplo. Desde fuera se ha podido ver como un equipo en teoría menor ha metido miedo a los grandes. Y eso hay que valorarlo y respetarlo”. El segundo fichaje del equipo para 2022 destaca también por su disciplina y su capacidad de trabajo, llegando a alternar en temporadas pasadas la competición con su trabajo en una tiendas de la localidad de Bormujos. “Me encantaría poder correr la París-Roubaix algún día. Y por supuesto ganarla. Sería un sueño hecho realidad”, señalaba el día que se anunció su llegada al equipo sub-23. David Martín se une a Diego Rosa en la parcela de novedades del segundo proyecto ProTeam del EOLO-KOMETA Cycling Team.

Prensa Fundación Contador