Philipsen (UAE), Ewan (Lotto-Soudal) y Sagan (Bora-Hansgrohe) cruzando la línea de meta. | Foto:Bettini
Ciclismo en Carretera

Philipsen gana y los jueces relegan a Ewan

Jasper Philipsen (UAE Team Emirates) se ha alzado con el triunfo en la quinta etapa del Santos Tour Down Under (2.UWT, Australia), disputada hoy sobre un recorrido de 149,5 kilómetros entre Glenelg y Strathalbyn. El joven corredor belga de 20 años cruzó la meta en segundo lugar tras Caleb Ewan (Lotto-Soudal), quien a pesar de alzar los brazos, sería relegado a la última posición del grupo por maniobras irregulares durante el sprint.

Patrick Bevin (CCC Team), actual líder, sufrió una fuerte caída en los últimos 10 kilómetros pero alcanzó al grupo con la ayuda de sus compañeros. Mantiene el liderato a la espera de un diagnóstico que descarte posibles fracturas o golpes más serios.

La jornada comenzó sin tanto sobresalto eso sí. Fuga de tan solo tres corredores –Clément Chevrier (Ag2r La Mondiale), Jason Lea y Ayden Toovey (UniSA-Australia)- y con Lea como principal beneficiario de la operación, consolidando así su liderato en la clasificación de la montaña a la espera de las ascensiones a Willunga de mañana domingo.

Neutralizados a falta de unos 25 kilómetros para el final, los hombres de Bora, Deceunick y Lotto-Soudal encabezaban un pelotón que rodaba rápido y estirado. Así, con el estrés que embarga a los ciclistas en los últimos kilómetros, fueron varias las caídas que se sucedieron conforme se acercaba la línea de llegada. Patrick Bevin (CCC), vencedor de la segunda jornada de la ronda australiana y actual líder de la clasificación general, fue uno de los más dañados. Con visibles gestos de dolor, solo con la ayuda de sus compañeros pudo regresar a su bicicleta y, a duras penas, reintegrarse en el pelotón. Tras la prueba, se desplazó con su equipo al hospital más próximo para evaluar posibles daños pero no peligra su continuidad en la carrera.

El sprint, como toda la jornada, fue nervioso. Cruce de trayectorias y, según los jueces, sobrepasando la legalidad en el caso de Caleb Ewan (Lotto-Soudal). El corredor local alzó los brazos en línea de meta pero fue relegado a la última posición del grupo por “abrirse paso a cabezazos durante el último kilómetro”. Jasper Philipsen (UAE Team Emirates), quien a punto estuvo de batir al aussie encontró un premio quizás inesperado para un joven velocista que tiene a sprinters de la talla de Gaviria y Kristoff entre sus compañeros de equipo.

Comenta la noticia

Click aquí para comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.