Quién lo iba a decir tras estar a un tris de no poder tomar la salida apenas minutos antes del prólogo. Con bilbainada de por medio, apenas 48 horas después Emma Johansson (Wiggle-High5) ya es la líder de la Emakumeen Bira, con dos etapas en el zurrón recogidas por el camino y una posición inmejorable para despedirse con victoria de una carrera que, como todas las demás, ya no volverá a verla en 2017.

El descafeinado final por la vertiente más amable de Urkiola no abrió grandes huecos, pero sí fue suficiente como para dar un pequeño vuelto a una clasificación general en la que la anterior líder Carmen Small (Cervélo-Bigla) pierde muchos enteros para dejar paso a una previsible lucha entre Wiggle-Honda con Johansson y Longo Borghini como bazas y Boels-Dolmans con Guarnier y Stevens. Su compañera Ashleigh Moolman recoge el testigo del equipo suizo.

Sin desniveles reseñables hasta la parte final del recorrido, el pelotón controló las diversas tentativas que se sucedieron especialmente en la parte final del trazado. Urkiola, una ascensión muy tendida hasta los últimos 1500 metros por lado suave, coronó a la de Sollefteå, a quien nadie pudo dar réplica una vez que se puso en primera posición en la tremenda rampa en que desembocaba la última curva antes de meta. Ahora Emma Johansson tendrá que apoyarse en la ayuda de un Wiggle-Honda que parece más que capacitado para llevar a cabo el cometido con éxito.

Foto encabezado: © Saúl Miguel

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.