Joaquim Rodríguez celebra su 10º victoria de etapa en la Vuelta a España.

Los Picos de Europa han sido testigos de la victoria en Sostres de un fortísimo Joaquim Rodríguez, que ha superado a sus rivales realizando un último kilómetro de subida espléndido. Las montañas cántabro-asturianas, que tanto le arrebataron al catalán hace tres años camino de Fuente Dé, le devuelven hoy la ilusión a «Purito» para pelear por esta Vuelta a España, que ve su final cerca con todo por decidir.

Con final en el inédito y durísimo puerto de Sostres, siendo la de hoy la segunda de las tres etapas de montaña encadenadas que los ciclistas deben superar, la carrera transcurrió rápida hasta el inicio del último puerto. Movistar no dejó que la escapada cogiera ventaja, y la distancia de los fugados no paso nunca de los cinco minutos; sólo un gran Haimar Zubeldia (Trek) pudo plantar cara al pelotón, pero sucumbió a falta de 3 kilómetros ante el empuje de los hombres más fuertes de la carrera. Parecía que íbamos a presenciar una subida final para el recuerdo cuando Nairo Quintana (Movistar) atacó casi al inicio del puerto final; sin embargo, Astana, con un Luis León Sánchez pletórico, controló sin grandes problemas al colombiano. Los gregarios de Aru marcaron el ritmo durante toda la subida. Pese a que Dumoulin (Giant), máximo rival para los escaladores de cara a la contrarreloj de Burgos, sufría desde el inicio del puerto y a cola de grupo aguantaba como podía el ritmo que imponía el equipo kazajo, ningún favorito cambó el ritmo.

Aru ha intentado cerrar, sin éxito, los metros que le ha sacado "Purito" en su ataque.
Aru ha intentado cerrar, sin éxito, los metros que le ha sacado «Purito» en su ataque.

Tuvo que ser «Purito» Rodríguez el que atacara a poco más de 1 kilómetro para el final. Con la explosividad que le caracteriza, abrió un pequeño hueco que mantendría hasta la línea de meta. Aru, con Majka (Tinkoff Saxo) pegado a su rueda, trató de coger al catalán, que marchaba pocos metros por delante de él. Rodríguez no miró para atrás en ningún momento y en las rampas más duras del puerto aumentó ligeramente su ventaja para hacerse con la victoria de etapa. Un gran Majka entraba 2º a 0:12 segundos del catalán, dos segundos por delante de un Dani Moreno (Katusha), que está teniendo un gran rendimiento en la alta montaña. Quintana era 4º y Aru 5º, salvando el liderato por tan sólo 1 segundo de ventaja.

Dumoulin ha sufrido muchísimo para defender sus opciones de victoria en La Vuelta.
Dumoulin ha sufrido muchísimo para defender sus opciones de victoria en La Vuelta.

Mañana, el pelotón llega a la esperada Ermita de Alba. Última gran oportunidad de los escaladores para abrir hueco con un Dumoulin que tiene sus miradas puestas en la crono de Burgos.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.