Pese a las complicaciones que a comienzos de año hubo para sacar una Copa de España de ciclismo femenino, los esfuerzos de la comisión de féminas de la RFEC y de su presidenta, Cris San Emeterio, han dado sus frutos. Tras las pruebas de Bembibre (ya celebrada), La Rioja, Zamora y Xàtiva, dos nuevas carreras se incorporan a la máxima competición femenina en España. Ambas pruebas se disputarán en la provincia de Burgos, la primera el 8 de junio en Villasana de Mena, organizada por el Club Ciclista homónimo y financiada en su mayor parte por el Ayuntamiento de Valle de Mena; y la segunda el 26 de julio —una semana después de Zamora—, en Villarcayo, organizada por la Peña Íñigo Cuesta. Las dos carreras estarán apoyadas también por la Diputación de Burgos, así como por la FCCyL. La de Villasana será la segunda prueba puntuable, y verá previsiblemente por sus carreteras a Eider Merino, Cristina Martínez y Cristina Soler, actuales líderes de esta Copa de España.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.