Carlos Ruiz Lizarte Natxitua
Foto: Oskar Matxin.

La XXII San Isidro Sari Nagusia, valedera para el Torneo Euskaldun, se desarrollo este sábado por la mañana bajo la lluvia y sobre los repechos vizcaínos. Fue una carrera incómoda, con varias tentativas de fuga que no llegaron a fraguar. En la más importante, Sinuhé Fernández dio presencia al Equipo Lizarte, que a la postre contó con siete representantes en el grupo de cincuenta corredores que se jugó los cuartos en el exigente repecho final de Natxitua. En su pie arrancó Carlos Ruiz, llevándose consigo a Lazkano (CJR). El inspirado rival fue capaz de remacharle en línea de meta para sumar su quinta victoria consecutiva, relegando al motor navarro a la medalla de plata. En el puesto de chocolate se clasificó Iván Moreno.

Por la tarde, la VIII Clàssica Isaac Gálvez tuvo el desarrollo arquetípico de las pruebas amateur catalanas. En un circuito ratonero, nadie gobernó el pelotón y se sucedieron las escaramuzas hasta formarse en cabeza de carrera un grupo de 20 corredores con dos miembros del Equipo LizarteFerran Robert y el jovencísimo Pau Miquel. El último giro fue una lucha a brazo partido entre los fugados. Emergió un grupo de cuatro que llegó a recta de meta con ventaja suficiente para jugarse el triunfo, que correspondió a Amores (ELE). Entre sus inmediatos perseguidores el más rápido fue Miquel, quien llegó a cruzar la meta 5º en el mismo tiempo que la avanzadilla secundado por Robert, 7º.

Tras estas dos pruebas de un día que dejan buen sabor de boca en su seno, el Equipo Lizarte se toma un respiro de diez días hasta su próxima competición: la Vuelta a Navarra, uno de los grandes objetivos de la temporada, que se disputará entre el 29 de mayo y el 2 de junio.

Prensa Equipo Lizarte

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.