© Cyclephotos

La campeona estadounidense Megan Guarnier (Boels Dolmans) se hizo en San Fior con el triunfo parcial de la segunda etapa del Giro Rosa, de 121,5 km y con unos últimos kilómetros muy interesantes por sus metros de desnivel acumulados. Además de lograr la victoria de etapa, Guarnier se coloca así nueva líder de la clasificación general, tras batir en la llegada del pequeño grupo que llegó destacado a Ashleigh Moolman (Bigla) y a Anna van der Breggen (Rabobank-Liv).

En una jornada de mucho calor, con más de 32 grados en la salida, los primeros kilómetros fueron muy tensos, con numerosos ataques y muchas escapadas que no terminaron en ningún momento de cuajar, y todo esto rodando a una velocidad media superior a los 45 km/h, que se calmó hasta los 41 recorridos en la primera hora de carrera. Lucinda Brand (Rabobank-Liv), vestida de rosa, aprovechó para coger ocho segundos de bonificaciones en esprines intermedios, aunque de poco le servirían al final de la etapa.

En el primer alto puntuable del día, Flavia Oliveira (Alé Cipollini) y Carlee Taylor (Lotto Soudal) atacaron, logrando alcanzar una renta máxima de 1:51 sobre el pelotón, que encabezado por las favoritas empezó a reducir su número de componentes y a acercarse al dúo en la segunda cota de la jornada.

A 21 de meta Oliveira se quedó sola en cabeza con 40 segundos sobre el pelotón, reducido a «pelotín», ya que ocho corredoras eran las únicas que aguantaban persiguiendo. Entre esas corredoras de cabeza, notables ausencias como las de Pauline Ferrand-Prevot y Lucinda Brand (RaboLiv), Alena Amialiusik (Velocio-SRAM) o Annemiek van Vleuten (Bigla), que perdían por entonces 1:30 con el octeto.

Cazada Oliveira a menos de 15 para el final, empezó el festival de ataques en cabeza, aunque en todo momento Rabobank-Liv comandó ese grupo, integrado por Van der Breggen y Niewiadoma, además de por Guarnier y Stevens (Boels Dolmans), Moolman (Bigla), Canuel (Velocio-SRAM) y Longo Borghini y Abbott (Wiggle Honda). A kilómetro y medio del final, atacó Stevens, aunque rápidamente fue cazada… pero con premio para su equipo, merced al esprín de Guarnier, que lograba cruzar la meta en primera posición, vistiéndose de rosa. Por su parte, la campeona de España Anna Sanchis (Wiggle Honda) sufrió una caída y no pudo completar la etapa, al igual que su compañera Audrey Cordon-Ragot.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.