Mejorando cada día


La etapa de ayer fue una etapa en línea y finalmente se daban dos vueltas a un circuito de unos 10 km que tenía un repecho de unos 300 metros al 15 %. La etapa fue más o menos tranquila, se escapó una corredora de la selección de Australia, la dorsal 103, si no recuerdo mal —Carlee Taylor—. Tanto Sheyla como yo lo intentamos, más ella que yo, y tranquilas hasta que llegamos al circuito. Antes, en el km 83, sabíamos que había una especie de emboscada, con un giro a la derecha, con la carretera que se estrechaba y que empezaba a subir un poco, y nosotras, con información privilegiada que nos había dicho el masajista, cogimos, nos pusimos delante y pasamos delante esa parte para evitar latigazos.

Ya una vez en el circuito, el primer paso por meta fue bastante rápido, y en el primer repecho sí que se subió bastante rápido, de hecho hubo gente que atacó, pero en el páramo que había arriba había bastante aire, y aunque se rompió todo, después se reagrupó con el siguiente repechito. Empezamos a bajar, y a falta de unos 15 km Sheyla atacó, aunque tampoco consiguió irse. Yo también lo intenté a falta de 12, pasando por meta delante, para que no me cogiera tan atrás el repecho de 300 metros y pasarlo sin tantos agobios como antes. Después, de cara a meta, el circuito tenía a falta de unos 500 metros una isleta en una curva bastante peligrosilla, y hubo una caída por parte de las corredoras que la cogieron por la izquierda. Fanny lo cogió por la derecha, supo colocarse bastante bien y pudo terminar la etapa octava, siendo la primera francesa.

Con respecto a la etapa de hoy, la más larga, de unos 147 kilómetros ya que había 10 kilómetros de neutralizada. Bastante aire pero sobre todo, en la mayor parte del recorrido, había viento a favor, de hecho hemos sacado una media de 41,5 km/h o así. Hemos ido bastante rápido, y en el final, que el viento daba de lateral, ha habido abanicos. En los primeros se ha hecho un corte medianamente grandecillo por parte de las chicas del Futuroscope, pero se reagrupó un poco más adelante.

Hubo un par de intentos de ataque; el primero fue en el kilómetro 30 de carrera aproximadamente (o sea, en el 40 por la neutralizada) por parte de Audrey Cordon, pero no cuajó. Después también atacó Sheyla a la salida de un pueblo, pero no conseguían irse los ataques, a los equipos no les interesaba ya que Liv-Shimano tenía a la líder y le bastaba con entrar en el grupo; y Wiggle Honda y Alé Cipollini pretendían llegar al esprín. Una vez que se entró en el pueblo del circuito final, con muchos pasos a nivel que no han sido demasiado decisivos aunque pensábamos que iba a ser peor, todo estaba bastante bacheado por las alcantarillas centrales. En el esprín Aude hizo novena, y Aurore 11.ª. Con esto Aude se pone quinta en la general y yo estoy a cuatro segundos de la 15.ª, porque en la primera etapa me picaron esos segunditos. La etapa de mañana parece más dura, así que intentaré estar delante y ser yo la que pique el tiempo al resto, al menos a alguna, para subir posiciones.

Belén López (@belencycling), ciclista profesional de Lointek Team

Sigue en Twitter a @belencycling

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.