El lituano Ramūnas Navardauskas (Garmin–Sharp) ha logrado la primera victoria para el conjunto americano en la línea de meta de Bergerac, tras cubrir los 208.5 kilómetros de la 19ª etapa, con salida en Maubourguet Pays du Val d’Adour.

La etapa ha estado marcada por la intensa lluvia que ha acompañado a los corredores durante las más de cuatro horas y media de recorrido. La fuga, formada por Tom-Jelte Slagter (Garmin),  Rein Täaramae (Cofidis), Cyril Gautier (Europcar), Martin Elmiger (IAM) y Arnaud Gérard (Bretagne) ha sido la protagonista del día. A 32 de meta, Jelte Slagter saltaba del grupo cabecero, que veía como el pelotón iba a darlos caza. Su lucha llegaría hasta las rampas finales de la Cota de Monbazillac, de cuarta categoría. Con un pelotón muy fragmentado, el joven Navardauskas probaba suerte en el descenso. Pronto adquiriría una ventaja que rondaría los 20». Por detrás, los hombres de Lotto–Belisol intentaban dar caza al ciclista lituano. Sus dotes de contrarrelojista, unido a la peligrosidad del pavimento por el que transitaba el pelotón, lograron la primera victoria para un Garmin–Sharp que había rozado el triunfo en Nimes. Ese día, Jack Bauer fue neutralizado a 25 metros de meta tras 221 escapado.

Mañana penúltima etapa del presente Tour de Francia, con una contrarreloj individual entre Bergerac y Périgueux, que decidirá el orden del podium en París. Servirá también de homenaje a la genial actuación del Miguel Induraín veinte años atrás, cuando rodó a una media de 50,539 km/h durante los 60 km que unen dichas localidades.

FOTO: © EFE

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.