Cannondale se refuerza para no depender de Sagan

0

El balance en general del equipo italiano es pobre, muy pobre. Solo se salva de la criba la actuación de un corredor adelantado a su tiempo, un corredor total, Peter Sagan. Sin contar con el eslovaco, el nivel que este Cannondale ha ofrecido al público ha sido pésimo. De Elia Viviani se espera mucho más, aunque bien es cierto que allá dónde iba coincidía con un sprinter de mayor categoría, el cual lo superaba casi siempre. El italiano solo rascó victorias en la Dauphiné, en el Tour of Elk Grove, general y etapa por partida doble y en la Dutch Food Valley Classic. Otro de los corredores de Cannondale del que se esperaba un mayor rendimiento es Moreno Moser, que solo brilló en la Strade Bianche. Damiano Caruso o Cayetano Sarmiento han sido otros ciclistas en los que la directiva del equipo italiano había depositado una confianza que no han sabido devolver. Respecto a la actuación en las grandes vueltas, sin contar los triunfos de Peter Sagan, solo Alessandro de Marchi y Daniele Ratto consiguieron dar el «do de pecho». De Marchi culminó una infernal etapa camino de Risoul en Dauphiné y Ratto venció, sorprendentemente, en un alto de la categoría del Col de la Gallina, en la Vuelta a España.

La victoria de Ratto en el Col de la Gallina tuvo un triple mérito. Primero, viniendo de una numerosísima fuga, que voló durante toda la etapa, segundo por el ritmo de ascensión del sprinter italiano, que subió al mismo ritmo que los favoritos, que venían «pegándose» por detrás; y tercero por las duras condiciones climatológicas que azotaron al pelotón ese día, lo que provocó que más de quince corredores, Ivan Basso incluido, tuvieran que poner el pie en tierra, la mayoría de los casos aquejados de hipotermias y agotamiento. El «terrible», que llegaba a la Vuelta tras un tercer puesto en la ascensión a las Lagunas de Neila en la Vuelta a Burgos, donde finalizó en una meritoria décima posición, aguantó los ataques de los Nibali, Valverde y compañía en los primeros días de la ronda española, pero una hipotermia camino del Col de la Gallina pudo con el italiano, que se veía obligado a abandonar.

cannonimg

Mención aparte merece la actuación de Peter Sagan, capaz él solo de salvar la temporada de todo un equipo World Tour con sus victorias. El eslovaco, que fue el corredor que más victorias logró el pasado curso, sumó una etapa más en su cuenta particular en el Tour de Francia, logrando de nuevo el maillot verde por puntos. Anunció la gran temporada que venía desde bien pronto, llevándose dos etapas en el Tour de Oman. En marzo, previo a las disputas de las Clásicas de primavera, logró dos victorias en la Tirreno Adriático. Es en este período, entre marzo y mayo cuando se vio al Peter Sagan más hambriento: ganador de La Flèche Brabançonne, de la de la Gent – Wevelgem, segundo en el Tour de Flandes detrás de un excelso Fabian Cancellara y en una de las Milan San Remo más duras de la historia tras Ciolek. Camino del Tour de Francia, el «Bicho» venció por partida doble en el Amgen Tour of California y en el Tour de Suiza. Incluso le dio tiempo a ganar el campeonato nacional de Eslovaquia en ruta. Es cierto que no fue una actuación brillante en el Tour, donde hizo varios top tres en las llegadas masivas, pero aun así, Sagan logró ganar en Albi y subir al podio de Paris a recoger el maillot por puntos. El eslovaco finalizó la temporada en tierras norteamericanas, donde logró un póker en el USA Pro Challenge, un triplete en el Tour of Alberta y ganó el Grand Prix de Montréal.

Visto el desolador panorama una vez finalizada la temporada, el conjunto de Roberto Amadio no dudó en sondear el mercado en busca de corredores que reporten victorias y buenas actuaciones a la escuadra italiana. El joven Davide Villella, que llegó en verano como stagiare, se ganó la confianza del cuerpo técnico de Cannondale tras lograr el Piccolo Giro di Lombardia. Alberto Bettiol llega del mundo amateur, el neozelandés George Bennet llega desde RadioShack para aportar calidad en la montaña, Oscar Gatto, que el año pasado corrió en el Vini Fantini-Selle Italia, viene de imponerse en A través de Flandes, Marco Marcato (Vacansoleil) será uno de los hombres fuertes de Peter Sagan en las Clásicas de primavera. También se han incorporado Jean-Marc Marino desde Sojasun y el hombre que parece que dominará el ciclismo mundial en unos años, el reciente campeón del mundo sub23 y anteriormente en la categoría junior, Matej Mohoric. Los directores deportivos de la escuadra italiana no dudaron en firmar a la nueva perla eslovena tras su gran actuación en los mundiales de Florencia, donde maravilló al mundo.

Si al carácter ganador y al insaciable hambre de victorias de Peter Sagan se unen las progresiones de hombres como Elia Viviani, Alessandro de Marchi o Moreno Moser, junto a la adaptación de jóvenes talentos como Mohoric o Villella, el equipo verde podría estar ante las puertas de un 2014 glorioso. Solo el tiempo nos dirá si este Cannondale es solo Sagan o cuenta con más corredores de un nivel parecido al del eslovaco.

Plantilla:
Cannonplan

Descubre muchos más equipos en nuestra Guía UCI

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here